Desde su fundación Clínica Altollano se ha definido como una empresa cuya misión es dar servicios sanitarios privados excelentes.

Basa su actividad en tres elementos esenciales:
El equipamiento tecnológico más moderno y eficaz.
Una amplia oferta de servicios.
Un trato personalizado y de alta calidad a nuestros pacientes, familiares y cuantos visiten nuestro centro.

Con estos valores, Clínica Altollano se ha consolidado en la sanidad privada leonesa.

Nuestra cultura, que todo el personal y colaboradores deben comprender, se expresa en:

1. La satisfacción de las necesidades de nuestros pacientes y la calidad asistencial por encima de cualquier otra consideración.
2. La ética y el respeto individual a los derechos de los pacientes.
3. La profesionalidad de nuestras personas, fomentando el trabajo en equipo y la integración en la tarea común.
4. La innovación y la tecnología para asegurar la mejora continua de nuestras instalaciones y procesos.

Con el objetivo de alcanzar este grado de excelencia, la Dirección ha decidido emprender un programa de mejora y obtener la certificación internacional conforme a la norma ISO 9001:2008 y el reconocimiento del Programa SEP.

Los valores expresados en esta Política de Calidad son vinculantes a todas las personas de la Clínica Altollano y serán asumidos por todos aquellos que colaboren con nosotros.